domingo, 6 de marzo de 2011

¿Qué fue...del Carnaval de Cáceres?





En plena década de los ochenta del pasado siglo, la Plaza Mayor de Cáceres bullía con los fastos del Carnaval, esa fiesta recién recuperada del oscurantismo, congregando multitudes bajo los soportales. Miles de personas disfrazadas, algarabía, danza y libertad se mezclaban, compartiendo ritmos y guiños de ironía al calor de los focos, en la caseta instalada en medio de la ciudadela. El festejo se propagaba a lo largo de la calle General Ezponda, con todos sus locales a rebosar. Imposible reconocer a nadie entre tanto personaje... Ha pasado el tiempo y apenas si queda de todo aquello tan sólo el recuerdo, la memoria de los buenos momentos que pasamos olvidando nuestra identidad, compartiendo los "sansones" de cerveza y bailando sin reparos ni prejuicios, cada uno con su peculiar indumentaria. Como en un mal sueño, nada queda ya de aquella fiesta en que toda la ciudad parecía implicarse. Sólo ha sobrevivido, gracias al empeño de nuestros mayores, custodios de ese espíritu festivo, la llamada "Fiesta de las Lavanderas o de "El Febrero", para conjurar los males del invierno, a la vez que para convocar las buenas venturas del año en ciernes. El fuego, como siempre, apartará los fantasmas y purgará los augurios negativos que trajeron consigo las lluvias y el frío. Es hora de esperanza, de creer que lo que está por venir será mejor. Las lavanderas, con su aguerrida existencia, ya lo sabían. La Cuaresma es muy larga y vendrán épocas de privaciones. Ahora no es momento de pensar en eso. Don Carnal aún reina en los corazones de los mortales.

1 comentario:

Miriam Gómez dijo...

Tienes mucha razon,antes el carnaval se celebraba y todas las calles se llenaban de personas disfrazadas.
El otro día di una vuelta por algunas partes de la ciudad toda la ciudad y estaba desierta,solo algunas personas estaban vestidas,espero que vuelva la alegria del carnaval a Cáceres.