martes, 22 de noviembre de 2011

Nuevas adquisiciones para nuestra biblioteca

Todavía están recientes las presentaciones a las que asistimos la pasada semana y en las pudimos acercarnos a libros tan interesantes como distintos. En primer lugar, nos detendremos en la poesía de la mexicana Rocío Cerón, tercer número de la colección "La Biblioteca de Gulliver", y con una tirada de apenas cincuenta ejemplares que seguro se agotarán pronto, convirtiéndose en títulos codiciados por los aficionados. Sorprende la poesía original y sumamente trabajada de esta autora. La obra "El ocre de la tierra" es un recorrido por versos procedentes de diversos libros, que nos permitirán conocer una voz poco difundida en España, pero sin duda de gran calidad poética.



El segundo libro que recomendamos es el sin duda magnífico trabajo del escritor cacereño Víctor Manuel Jiménez Andrada, "Comidas para llevar", que publica la editorial Rumorvisual, dentro de su ya consolidada Colección "Me Pirra". No tienen desperdicio los relatos que contiene. En todos descubrirá el lector la aguda, e irónica no pocas veces, mirada de este autor, su desbordante imaginación y gran capacidad para contar historias, lo que unido al atrayente diseño de la edición, lo hacen una obra sin duda imprescindible, que hay que leer.


Finalmente, esta pasada mañana me ha deparado una sorpresa procedente de un poeta cuya amistad me llega a través de un amigo que me hace llegar de nuevo su palabra afectuosamente dedicada. La anécdota tiene más valor si cabe desde el momento en que el autor de referencia es uno de mis preferidos, una de las voces de la lírica española que más respeto y admiración me producen. Estoy hablando de Luis Alberto de Cuenca, de cuya última obra, publicada por Editorial Visor, "El reino blanco" hablábamos no hace mucho. Como en aquella ocasión, el poeta me regala su mensaje y no me queda más que sucumbir gozoso a tanta generosidad disfrutando de sus versos, ahora vestidos con el ropaje de la música a cargo de otro mito, Loquillo, con su característica e inconfundible voz. Espero poder compensarle pronto y hacerle llegar nuestra revista Norbania, ahora en imprenta, donde siempre tendrá unas páginas abiertas a su colaboración.

No hay comentarios: